Skype en zonas dde guerra
30/11/2016

La primera cirugía a través de Skype

Dr. Dave Nott llevó a cabo el procedimiento en una zona de guerra.

Skype fue desarrollado en el 2003 para ayudar a las personas a estar conectadas, sin importar en qué parte del mundo se encontrarán. Desde su lanzamiento, hemos descubierto muchas maneras raras, maravillosas y originales en las que las personas utilizan las videollamadas. Desde cuidado de mascotas hasta diseño de interiores. Desde hacer ejercicio hasta brindar asesoría de estilo personales, las personas utilizan Skype de las maneras más creativas. (Lee también: El Banco Agrario se conecta con Skype para llegar a donde nadie llega)

Hace poco, nos cruzamos con la Fundación David Nott, una fundación de caridad basada en Reino Unido, la cual brinda a cirujanos y médicos profesionales, las herramientas que necesitan para proveer socorro y asistencia en zonas de conflicto y de desastres naturales en todo el mundo.

Fundada por el Dr. David Nott y su esposa Elly, el enfoque principal de la Fundación David Nott es mejorar los estándares y prácticas de las cirugías humanitarias en áreas de conflicto y catástrofes en todo el mundo. Ambos son apasionados por ayudar a los menos afortunados que ellos, y sus esfuerzos en tratar víctimas en áreas de catástrofe se fortalecen cada vez más. Nos reunimos con el Dr. Nott, “el Indiana Jones de las cirugías” y descubrimos el papel que tiene Skype en su misión para ayudar a los cirujanos a desarrollar sus habilidades para las zonas de guerra, y cómo él y su esposa empezaron como voluntarios. (Lee también: Skype lleva a los alumnos a las profundidades del océano

Empecé en Sarajevo en 1993. Vi con mi papá una película llamada “The Killing Fields” y tuve una fascinación acerca de los distintos lugares y ayudar a la gente. La película trata de la amistad entre un periodista y un intérprete local de Cambodia durante la guerra civil, pero lo esencial era que las personas se ayudaban entre sí. Después, una chispa se encendió en mi cabeza sobre hacer algo parecido al filme. Cuando me convertí en médico asesor, lo primero que hice fue brindar servicios voluntarios a Médicos Sin Fronteras en Sarajevo. Solo debía quedarme por un par de semanas, pero terminé por quedarme tres meses”.

Dr. Nott

Dr. Nott nos cuenta cómo la tecnología y Skype entraron en su vida: “En 2007, creo que fui la primera persona en recibir detalles de cómo realizar una cirugía vía mensajes de texto en El Congo. Esto fue cuando un amigo me mandó un mensaje con el procedimiento para amputar el hombro y brazo de una persona. ¡Esto fue en El Congo, justo en medio de la jungla y sin ayuda!”

Y después de la cirugía vía mensaje, llegó la primera cirugía hecha a través de una videollamada de Skype.

Los cirujanos en Aleppo me enviaron una foto de un hombre cuya mandíbula había volado tras la explosión de una bomba. Me preguntaron qué podrían hacer, así que le mostré las imágenes a varios de mis colegas para que me dieran su opinión sobre qué era lo correcto para arreglarlo. Los doctores en Aleppo nunca habían realizado este tipo de operaciones; nunca habían movilizado un tejido miocutáneo (que es un músculo y un tejido que rodean el cuello). Y tampoco habían movilizado un músculo antes, y es donde entra Skype. Tenían un celular puesto sobre un ‘selfie stick’ para que yo pudiera ver todo. La operación empezó alrededor de las 8am y terminó hasta las 4pm. Fue bastante complicada pero funcionó al 100 por ciento. Utilizar Skype fue fantástico porque me permitió ver lo que hacían en tiempo real. Yo les decía qué pedazo cortar, cuál no cortar, los dirigí toda la operación, desde el momento en el que tomaron el cuchillo hasta el momento que suturaron.

Dr. Nott

¿Qué hay de las complicaciones técnicas de usar Skype en una zona de guerra?

“El Wi-Fi no paraba de desactivarse, no era constante. Y caían bombas dentro y alrededor del área, y era obvio que eso afectaría la señal de Wi-Fi. Muy a menudo, pasé momentos difíciles cuando les decía qué pedazo cortar, y de pronto perdía la imagen. Tenía que decirles, si dejaba verlos, que debían parar hasta que pudiera ver de nuevo qué hacían. A pesar de que Skype se prendía y apagaba tantas veces en una hora, me dio la información suficiente para ver lo que hacían. Fue exitoso 100 por ciento, una operación de ocho horas con la utilización de Skype. Este hombre no pudo hablar en el momento pero después de una semana, le quitaron todos los tubos y pudo agradecernos. Estaba tan maravillado que empezó a llorar.”

Cuando entrenas cirujanos, son jóvenes, así que no siempre saben cómo hacer el procedimiento. Siempre estoy al otro lado de la tabla de operaciones y los guío con ciertas cosas hasta que pueden hacerlo por ellos mismos. Eso es lo que hago aquí. Pero incluso sin estar ahí de manera física, siempre estoy vía Skype

Dr. Nott

¿La comunicación por Skype es tan fluida como lo es frente a frente?

“En ciertas ocasiones el problema más grande son las barreras del lenguaje. Necesitas hablar muy claro y despacio para que ellos en verdad entiendan lo que hacen porque si hablas rápido y tu mensaje no fue muy claro, es posible que realicen los procesos de manera equivocada.

¿Con peligrosos entornos como el de Aleppo, es fácil mantener contacto con los pacientes y cirujanos después de la operación?

“Ese hospital donde hicimos la operación fue atacado de manera reciente. No sé dónde están los pacientes. Han sido enviados a lo largo de Aleppo, o los han enviado a sus casas, pero hoy ese hospital está destruido por completo. Solo hay otro hospital disponible, por lo que es posible que algunos cirujanos hayan ido ahí. Hoy hay pacientes acostados en el piso de las salas por todo el lugar”.

¿Qué hay de los cirujanos?

“No estoy seguro, no he podido estar en contacto con alguno de ellos y eso me preocupa. Es terrible y muy peligroso. Los doctores, enfermeras y hospitales se han convertido en un blanco porque los rebeldes utilizan a los servicios médicos como armas. Si destruyes un hospital, no hay cuidado o apoyo para los miles de personas que habitan ahí, por lo que la situación empeora de manera significativa.

Mientras que los conflictos y tensiones continúan en Sira, el Dr. Nott nos cuenta que él y su esposa intentaron llevar sus esfuerzos y ayudar donde sea que puedan.

“Fue algo increíble que pudimos hacer y estuve maravillado de que Skype estuviera ahí para lograr realizar juntos la cirugía. Es una increíble pieza mágica de tecnología”.

El 31 de octubre de 2016, el Dr. Nott recibió el premio Special Recognition en el Pride of Britain Awards en Londres, un reconocimiento que honra su trabajo como un cirujano de guerra que ha realizado operaciones bajo fuego en los lugares más peligrosos del mundo, y que además ha arriesgado su vida para salvar a otros en países como Afganistán, en la República Democrática del Congo y Siria. En los últimos 23 años, el Dr. Nott ha trabajado por varios meses sin paga y dejado su trabajo en el National Health Service de Londres para trabajar como voluntario en agencias de ayuda como Médicos sin Fronteras, la Cruz Roja y Siria Relief. (Lee también: Guía para sobresalir en una entrevista de trabajo por Skype

3